LAS NOVIAS, 22 de noviembre de 2014, Sala Lemon, Madrid

29/11/14
Decir a estas alturas que Las Novias son probablemente el grupo más infravalorado del rock (no sólo del épico, no sólo del oscuro, no sólo del gótico) estatal es seguramente una obviedad. Pero que sea una perogrullada no hace que moleste menos. Casi tres décadas de trayectoria (con altibajos, sí, con entradas y salidas, pero, tíos, más de veinticinco años), cuatro discos indispensables y un puñado de canciones que ocuparían sin lugar a dudas los primeros lugares de una imaginada lista de imprescindibles. Los cuarenta imprescindibles o algo así. Añádele una honestidad a prueba de pruebas y un compromiso con ellos mismos y con su público indiscutible. Y ves la repercusión mediática de esos trabajos, de esos conciertos y… se te cae el alma a los pies. Mediática y de la otra, que es más grave.

IMG_9022

A lo mejor te estás preguntando que a qué viene esto, que tú quieres leer sobre el concierto y poco más. Bueno, pues viene a que, otra vez, se constata que Madrid no merece lo que se le da. O mejor, que el público de Madrid está por desgracia muy pocas veces a la altura de lo ofrecido por unos cuantos benditos locos que ponen trabajo y pasta para traer lo mejor de lo mejor a nuestras salas. Si lo estuviera, en la sala Lemon habría habido un llenazo impresionante la otra noche, en vez de media entrada larga. Doscientas y pico personas que SÍ sabían lo que les esperaba y querían vivirlo en primera persona, sin que se lo contaran. En fin, nada nuevo bajo la luna.

IMG_9463

Las Novias presentaban Invicto, unos meses después de su lanzamiento y tras un conciertazo (según cuentan, además de que ahí sí llenaron) en Zaragoza. Razones sobradas (además del más que ajustado precio de la entrada, bolo programado un sábado) para que la cantidad de público hubiera sido otra. Pero vayamos al lío. Los primeros guitarrazos de Invicto ya suenan. El grito homenaje a la cultera Firewoman también. Nacho Serrano es novedad en los teclados y Germán Arenaz en las baquetas. Novedad de la gira, en Zaragoza también tocaron. El sonido es bastante bueno y cada instrumento llega con la necesaria nitidez. A la banda se la ve cómoda, pasándolo bien. Después Hypnos y La Bóveda Hundida De Las Retinas, siguiendo el repaso al disco que presentan. La mayor parte del set es de este Invicto, lo tocaron enterito, con algunas “concesiones” a Ego. Como Davinia por ejemplo. Entre canciones Toño Leza habla, explica, presenta. Le da un toque cercano al show, lejos de cortar el ritmo. Luego cantando se desgañita. Se deshace, llegando fácilmente al escuchante. La eficacia de Pedro y Óskar en el bajo y la guitarra, no los hace más lejanos, por más que mantengan el rictus. En Las Novias además (y en Davinia en particular) el bajo tiene una importancia capital, muy por encima de la media. No es un simple acompañamiento rítmico. Como no es la guitarra sólo el alma de las canciones: es mucho más. Y en Davinia, esa especie de cuento de juglar, se hace muy patente la insultante capacidad del trío.

IMG_0223

IMG_9191

Sería injusto, no obstante, si no reconociera a Nacho Serrano su demostrada capacidad para sostener con el teclado el sinfín de matices que, en temas tan complejos en composición e interpretación como los de los maños, tienen su hábitat natural en el estudio. A él se debe en una buena parte, creo, que queden tan bien en el directo, que no suenen más desnudos. O si no citara la habilidad de Germán Arenaz en las baquetas y los parches para hacer un entramado coherente y sólido donde se apoya todo lo demás. Dos musicazos también, sin duda. Y así entra “una de las baladas más hermosas en el pop español actual” según Matías Uribe de El Heraldo: De Un Sorbo Amargo. ¿Una exageración? Bueno, es posible. Pero desde luego es un tema cojonudo. Intenso, sentido, épico. Cielo De Medio Punto continúa el repaso. Otro tema más bien tranquilo (aunque menos) y bastante pop. Aunque en directo y tal y como va creciendo durante todo su minutaje termine arriba arriba. Claroscuro viene a demostrar lo que comentaba antes del bajo. Impresionante el despliegue.

IMG_0730

Radiocontrol es uno de los temas más coreados (a voces) de lo que llevamos de recital. No es para menos. Ya estaba alta la cosa pero a partir de este tema termina de desatarse todo lo que quedara atado, si es que había algo. De ahí en adelante ya es todo desfase, bendito desfase. Calendas De Un Fugaz Invierno, Venial, Postales Envenenadas o Bokeh. Cinco muescas más en el revólver del sheriff, cinco trallazos que mantienen el pulso del concierto, llevándolo a una de las, para mí, mejores interpretaciones de la noche: Yugular. Impresionante la lírica, impresionante la fuerza. El pulso, el ritmo casi cardíaco de todo el espectáculo. Indiscutible. El León Enjaulado también suena muy bien pero difícilmente superará ya a la anterior. A estas alturas está ya casi todo Invicto desarrollado (queda sólo un tema que sonará más tarde), falta ver que nos espera de los anteriores discos.

IMG_9519

Ego y El Sol Dentro De Ti en rápida sucesión. Preciosas ambas. Después, otro de los puntos álgidos, no podía faltar Imagínate El Aire. Para cerrar el grueso del setlist. Se echa de menos más repertorio de aquel lejano Sueños en blanco y negro, pero se entiende la elección. Llevamos casi dos horas de concierto y se están haciendo cortísimas. Saldrán a hacer más temas, seguro. Pero se puede ir haciendo balance mental ya. Hasta el momento, no se puede reprochar nada a nadie. La organización, impecable. El grupo, a la altura. Tal vez incluso mejor de lo esperado. A mi modo de ver, la mejor actuación de los ahora quinteto que nunca he visto. Y eso que las tres veces anteriores ya estuvieron muy bien.

IMG_0125

Atlas De Un Corazón Escéptico, la que faltaba de Invicto, llega ahora en los bises, con su aire a unos inspirados Cure. Antes de acelerarse. Ahí es donde los sablazos guitarreros de Óskar agotan adjetivos. Subtitulado (para mí el mejor tema de Ego, siendo todos fabulosos) me deja agotado a la vez que me inyecta ganas de más, de mucho más. Ya queda poco, desgraciadamente. Poco pero intenso: Rey Del Frío y La Verdad De Los Locos. No sabría con cual quedarme de las dos. Tal vez con la Verdad, por aquello de que me gusta desde hace más tiempo… Con ella finaliza el primer bloque de bises. Le hemos echado un vistazo al repertorio. Sabemos que habrá al menos dos temas más. Un intento desde la primera fila de que añadan Dulce Decisión, complicada petición.

IMG_0086

Del mismo disco, Todo/Nada sigue igual, Promesas. Baladón que comienza acústico y que termina enfervorizado en un alarde rockero, enérgico, potente y épico. Rock rabioso casi. Como las promesas de amor y muerte. Queda la versión. Un Día En Texas. Muy buen fin de fiesta, con todo el mundo saltando, obedeciendo la petición de pogo del señor Leza. Todos entregadísimos. Finalmente Dulce Decisión no entra. No ha colado el intento, una pena. El concierto termina así, con el griterío de la de Parálisis, con todo el mundo dando botes. Casi dos horas y media después de comenzado, con la sensación de que ojalá hubieran sido cuatro horas pero con la certeza de que la banda se ha vaciado completamente. Y eso no es tan habitual.

IMG_9910

Lentamente abandonamos la sala Lemon, dirigimos nuestros pasos y nuestras gargantas sedientas a la fiesta post-concierto en el Stigmata. Buenos pinchadiscos, la promesa de más Novias allí, la presencia del grupo, algún sorteo… Es el momento de agradecer a los organizadores, al grupo, a todos los implicados. Agradecer una noche perfecta. Maravillosa. Quedará en oídos y retinas por mucho tiempo. Una pena que los mañicos estos se prodiguen en directo tan poco…

SANTÍSIMA TRINIDAD DEL AFTERPUNK: KANTE PINRÉLICO, EYACULACIÓN POSTMORTEM Y CARNICEROS DEL NORTE, EL 5 DE DICIEMBRE EN WE ROCK, MADRID

25/11/14



PARALITIKOS CELEBRAN EN MADRID SU 25 ANIVERSARIO, EL 20 DE DICIEMBRE EN LA WURLI

23/11/14



CHRISTINE PLAYS VIOLA: Vacua (Cold Insanity Music 2014)

19/11/14
a4057128209_100002624539_10
Cuarteto italiano que en su segundo LP “Vacua” se instala en el panorama gótico actual para quedarse. Partiendo de fragmentos del post punk y darkwave, crean un ambiente oscuro tradicional pero marcado por sus propias reglas. Así dentro de la misma canción podemos encontrar diferentes estados de ánimo que suelen estar perfectamente marcados por las intensidad de bajo y la percusión. Fabrizio Giampietro (guitarras, sintetizadores) Massimo Ciampani (voz) Desio Presutti (bajo) y Daniel Palombizio (batería, sintetizadores) presentan 15 temas que son todo menos vacuos. Basados en las pinturas negras de Francisco de Goya, cada una de las canciones se convierten en una evocación distinta, como los cuadros del pintor.

“Awakening of the Damned” abre el disco con una fuerza brutal, pese a ser instrumental. Me gusta. Es una canción que pondría como banda sonora en una escena de persecución a caballo por un bosque. Con “Wrapped in spirals” puedes oír los latidos de tu propio corazón a través de la intensa y apropiada batería después de la persecución mientras tomas resuello, que unidos a los agudos de la voz de verdad te envuelven en esa espiral que anuncia el título.

“Slaughter of the black sun” durante los 30 primeros segundos me evoca el comienzo de Nowhere girl para romperlo inmediatamente con una oscura y sangrante melodía llena de fuerza que llama a la masacre. En el reino de la música gótica entre luces y sombras, CPL tira sin duda hacia la oscuridad, tanto en los títulos como en las letras de las canciones y las melodías.

Me gustan Christine Plays Viola porque me están resultando especialmente épicos, pues cada una de sus canciones comienza evocándome algo, metiéndome en situación, cada tema me sirve para algo, es casi como una banda sonora muy bien puntualizada para cada momento: así en “In silence Withdrawn” contiene una composición de voces, teclado y batería que van variando dentro de la misma canción, casi como el comienzo de una letanía para cambiar a todo lo contrario donde las guitarras y la voz más aguda de Massimo, a destacar en cada una de las canciones del disco por su versatilidad a la hora de encajar todas las melodías a través de su voz, para nada lineal como suele suceder con otros cantantes, que por su peculiaridad a la hora de cantar hace que lo reconozcas enseguida al tercer compás.

“Threatening clouds of surrender” nos hace mirar al cielo en el título y por lo tanto, ver algo más de claridad, se aleja del corte épico oscuro de los cortes anteriores para ser una canción más tecno y por lo tanto más alegre que nos lleva de la mano de paseo hasta cerca de la entrada del inframundo “Near the entrance to the Underworld” donde una melodía delicada y atrapadora te va convenciendo para soltarte de la mano y a mitad de canción empujarte directamente escaleras abajo con ayuda de la batería y la guitarra aunque dándote una cálida bienvenida.

Con “Scattered in the dust”, seis minutos y medio de oscuridad gótica con todos los ingredientes (voz, guitarras, batería, ritmo…) con el estilo propio de estos italianos que ya me tiene completamente atrapada. “The Dawn of the Beastmen” es otra de esas canciones de tono épico en los que la música te evoca imágenes directamente, móntate tu propia aventura con mi música, así que después de cinco minutos de canción veo colinas llenas de hombres lobo.

“Rejecting the limitations of fate” es un tema que evoca la largas entradas de algunos de los temas de The Cure, casi instrumental , para saltar a una tremendamente lírica y onírica “Leocadia”, donde los coros, guitarras, ritmos y cambios convierten el tema en una locura, pero con sentido. Y continuando con esta locura, en la cita con “Appointment with death” nos vemos dentro de un extraño carrusel que no deja salir de esta locura y cuyos coros ha habido un momento que me han puesto la carne de gallina, demostrando que el disco en sí, pero cada una de sus canciones llegan a atraparme, tanto que con “Wooshing Dissolution” y sus mezclas mutantes siento que me disuelvo hasta dejarme completamente a cero, para que “Sublime ravings” , instrumental, vuelva a elevarte con una melodía clásica de este estilo pero a la vez original sin llevar a evocaciones directas como si lo pueden hacer otras de sus canciones con los ya mencionados The Cure, o Joy Division por poner otro ejemplo, donde la presencia del piano vuelve a llevarte de la mano, si bien antes era a las puertas del infierno, “Sharp impulse” lo dice todo en su título ayudado por la potente y variable percusión y la voz y guitarras, sobre todo la voz de Massimo que es capaz de transmitir a través de sus diferentes registros lo que quiere hacer contigo en cada canción. Y con “Thirst of justice” Christine Plays Viola cierra un disco lleno de canciones con un estilo propio, interesantes, oscuras y envolventes, que en conjunto lo convierten en un disco entretenido para dejarte llevar y crearte tus propias historias en la cabeza, como ha conseguido hacer en mi.

Texto: Chatarrera


TREPANERINGSRITUALEN: Perfection And Permanence (Cold Spring Records 2014)

TxRxP Perfection And Permanence - Lo res album coverTrepaneringsritualen-Photo-3
Si tratamos de imaginar cómo suena el “infierno”, posiblemente estemos ante los sonidos que más se le pueden aproximar. Los lamentos, llantos, suplicas y gritos de dolor de los torturados se transforman desde Suecia y de la mano de Thomas Martin Ekelund, en esotéricos y mágicos rituales.

Trepaneringsritualen edita su primer LP en formato CD-Digipack (después de un gran número de vinilos y cassettes en ediciones ultra-limitadas y que en muy poco tiempo alcanzan revalorizaciones increíbles) diseñado para alcanzar llegar a una audiencia más amplia. Las ediciones en vinilo se ven limitadas a 500 copias en cada una de sus dos versiones (vinilo blanco y vinilo negro) en lo que parece una preciosista presentación, calidad que viene de la mano del prestigioso y cada vez más importante sello Cold Spring, que cuida al máximo todos y cada uno de sus lanzamientos. Por supuesto nada tiene que ver con su anterior y ya “antiguo” proyecto Dead Letters Spell Out Dead Words (muy bueno, por cierto, pero totalmente distinto al que actualmente desarrolla). Posiblemente, y sin lugar a dudas, estamos frente a una de las mejores propuestas en cuanto al Death-Industrial actual. Diez temas llenos de agresividad, donde las continuas referencias religiosas, la magia, el cristianismo, las runas y el tenebrismo se entremezclan en cada uno de ellos, los textos recitados con el soporte de la distorsionada y profunda voz de Thomas, las percusiones y las programaciones ritualísticas llenas de saturaciones crean un conjunto denso y opresivo, un ambiente de oscurantismo extremo. “A Black Egg”, segundo corte del disco, es posiblemente, el tema que más atrapa de todo el trabajo, y donde aparecen reflejados todos los aspectos anteriormente descritos.

Destacar, fundamentalmente para aquellos que todavía no conocen a Trepaneringsritualen sus actuaciones en directo, auténticos rituales mágicos donde la peculiar puesta en escena de Thomas Martin Ekelund no deja indiferente a nadie. "Perfection & Permanence" constituye una referencia altamente recomendable para todos los amantes de los sonidos más oscuros con base post-industrial-ritual. En definitiva, una “criatura” que continúa creciendo y cuyos límites todavía no llegamos a imaginar. Un 9 sobre 10.

Texto: Jesús Der Erzengel


INTERFRONT EN ENERO EN VALENCIA

17/11/14



SAD LOVERS AND GIANTS EL SABADO EN VALENCIA




VALENCIA ON FIRE: TRAS THE SNAKE CORPS, THE NEON JUDGEMENT, A SPLIT SECOND




FLESH FOR LULU EN VALENCIA




OCTOBER PEOPLE: Love is Colder Than Death (Rumble Records/Trilobite Records/Black Leaf Records 2014)

13/11/14
opeople loveopeople band
Vuelven October People con su segundo LP, tras el impresionante homónimo que se marcaron hace ya un par de años. El disco lo han editado a través de tres sellos distintos: repite Rumble, participa Trilobite y también el propio grupo a través de Black Leaf. Produce el siempre eficaz Manuel Cabezalí (Havalina), lo que ya dice bastante de por dónde deberían ir los tiros. Una pena que por un par de días el disco no haya vuelto a salir en octubre, hubiera sido un detalle simpático. Tenía ganas, la verdad, de escuchar completo este Love Is Colder Than Death pues hace unos meses había tenido ocasión de hincarle el diente a alguna de las canciones que ofrecía y me habían sabido a poco. Finalmente salen ocho temas en el vinilo, dos más en el CD. Así que sin más preámbulos, vamos al lío.

El CD lo abre Between Frames. El filo de las guitarras, más romas de lo habitual, la presencia de las teclas (importantes, mucho) y el ritmo tan postpunk te mete de lleno en un tema que tiene (como suele ser norma en la banda) en el estribillo su punto fuerte. Ahí sí que corta Vito como suele y el tema se desparrama convirtiéndose en el perfecto anfitrión para todo el resto del CD. What I Am, uno de los obvios singles de LICTD, es de esas piezas hipnóticas que no te cansas de escuchar, Gio demuestra la amplitud de sus registros vocales y acierta con un comedido falsete combinado con su timbre habitual. Añádele una composición excelentemente equilibrada, con el punto justo de contundencia, oscuridad y buen gusto. Añádeselo y te saldrá un pedazo de canción. De esas que inmediatamente apetece escuchar en directo. La nostalgia ochentera, presente siempre, no oculta sin embargo una decidida mirada adelante, un gusto por lo fresco, lo moderno, sin perder lo esencial. Our Darkest Time tiene todo ese sabor, todo ese regusto a las cien mil influencias presentes, pero no por ello deja de ser original. Un tema que crece y va cambiando, mejorando, ganando matices a lo largo de todo su minutaje. Buena culpa la tiene el bajo de Enrique que se revela capaz de llevar todo el peso del tema, apoyado y apoyando siempre las buenas baquetas de Dani y con la distorsión guitarrera justa. Una de esas canciones que ganan a cada escucha. Como sucedió en su día (primer single) con Not The One. October People por los cuatro costados, tiene todos los ingredientes que el combo demuestra en cada canción. El poso oscuro y pop ochentero, el regusto postpunk, los aires a un montón de contemporáneos sin copiarlos (A Place To Bury Strangers o Principe Valiente, en su versión menos dramática, en las orejas), la energía y la fuerza contenidas… no me canso de escucharla. Típica canción que estarías bailando a diario si la firmaran un John, un Tim, un Robert. Pues no amigos, la firman estos cuatro tipos y es buenísima. Leave Your World Behind se abre con el teclado expansivo marca de la casa y va avanzando, reptando, subiendo, trepando por tu columna hasta que te revienta la cabeza. Ya es tarde cuando llega This could be your chance to say goodbye all you need is to leave your world behind. Es tarde y no hay marcha atrás. En ese instante comprendes que la vas a escuchar una y otra vez. Sin duda. The Neverending Lie es mucho más enérgica, con la guitarra enfadada y la base rítmica echando humo. Gio escupe las palabras en este otro himno que recuerda a tanto sin parecerse a nada. La mala hostia de ese I’d like to hear again your neverending lie. Impresionante. Tres minutos y pico de poder intenso, de brío acelerado y un poco demencial. Otra que apuntar para los conciertos. Fearless recuerda al debut de la banda. Más tranquila que The Neverending Lie pero no exenta de fuerza, contenida. Sincera. Me gusta mucho también, aunque la verdad es que llegados a este punto me doy cuenta de se está terminando el disco y me gustan todas. Todas tienen algo personal, algo que las hace especiales. Pasa parecido con The War Is Over (la conocía como Brothers and Sisters, me gusta más el título definitivo). Quizá sea el tema más “deudor” de ese revival moderno del afterpunk ochentas, reciclado con ramalazos indies y shoegaze, pero revivalista al fin y al cabo. Obviamente no es peor por eso, a mí me encanta y me basta con ello. Pese a todo, para mi entender le sobra un pelín de minutaje en la parte central, por ponerle alguna pega, vamos. Aquí terminaría el vinilo, solo quedan las dos que vienen incluidas como bonus en el CD. She Said es al parecer una de las primeras composiciones del grupo y suena tan compacta y redonda como si fuera la última. Gran tema, sin lugar a dudas. La Transformación cierra el CD. Letra en castellano, para mí debería ser single ya, sin más dilación. Aires (sobre todo en la letra) a unos Aviador Dro oscuros y una constatación clara de que cuando tienes las ideas y el talento, el idioma es lo de menos. Temazo por todos lados. Si el autor de la letra tuviera mi edad en vez de la suya, desde luego la interpretación de la lírica sería otra, pero siendo como es… No me atrevo al análisis por ese lado. El remate perfecto de un disco que gana con las escuchas pero que es buenísimo desde la primera. Un disco que sorprende a cada momento y que deja siempre ganas de escucharlo otra vez. Poco más que decir. Mi enhorabuena, solamente.

NOMADA SESSIONS 32: CONCURSO DE DJS, SÁBADO 15 DE NOVIEMBRE

12/11/14



LAMIA VOX/KRIS MORT: Inlumaeh Rituals I-II-III (BOOK-CD) (Cyclic Press/Cyclic Law 2014)

5/11/14
inlumaehkrist-mort-book-pages_page_17 Con gran interés desde hace años sigo la trayectoria de Lamia Vox (proyecto musical ritual-ocultista proveniente de Rusia). Sus anteriores trabajos, “…Introductio” (2010), “Sigillum Diaboli” (2013) son espectaculares rituales sonoros que merecen la pena ser escuchados para todos aquellos amantes del Dark Ambient ritual más oscuro. Y está claro que la capacidad de creación de Alina Antonova sigue evolucionando y gestando piezas magistralmente ejecutadas, donde se nos introduce en un ambiente de rituales esotéricos y demoniacos. Siempre trato de imaginar cómo será la experiencia de disfrutar de estos sonidos en directo…

Este pasado mes de agosto, vio la luz este nuevo trabajo del proyecto esotérico-ocultista, que supone el “soporte sonoro” al libro de la artista visual - fotógrafa austriaca Krist Mort, (conocida también últimamente por la sesión especial realizada para Chelsea Wolfe).

En esta ocasión, este nuevo trabajo es el acompañamiento de un libro de fotografías en una muy exclusiva Edición Limitada con una, parece ser, muy cuidada presentación. Se supone que es el complemento perfecto para el trabajo plástico (ya que no he tenido la oportunidad de tenerlo en mis manos y tan sólo he visionando algunas fotografías que circulan por diversas páginas en internet y en la página oficial de Facebook de la artista).

Esta banda sonora, dividida en 3 actos, RITUALS I, II Y III (aunque una sola pista) de poco más de 20 minutos de duración, refleja la oscuridad, el tenebrismo y el universo pagano que transmiten las inquietantes imágenes de la fotógrafa. Lenguaje fotográfico junto a paisajes auditivos, ambientes esotéricos sonoros y visuales. Percusiones marciales, atmósferas ceremoniales, cantos susurrados y elementos rituales. Combinación perfecta que forma una estructura que atrae en la primera escucha y te engancha definitivamente antes de que finalice el primer ritual. Puedo imaginarme esos sonidos mientras contemplo, lentamente, las imágenes que han dado origen al disco.

Oscuras e inquietantes imágenes, sonidos opresivos, paganismo y ocultismo. La mezcla perfecta. Lamia Vox demuestra con esta gran banda sonora que es uno de los proyectos más interesantes dentro del Dak Ambient actual y que a buen seguro, continuará desplegando su enorme talento con composiciones tan bellas e inquietantes como la que actualmente nos ocupa. Aunque es una pena no haber podido disfrutar del “proyecto” al completo (imágenes + sonido), y haciendo referencia únicamente al “concepto sonoro”, es un disco perfecto, que se merece sin lugar a dudas, un 10.


Texto: Jesús Der Erzengel


AEON SABLE: Visionaers (Solar Lodge Production 2014)

4/11/14
front10247346_10152601030849597_7617329514150176563_nDesperté con la sensación de haber estado soñando. Esa certeza que acontece, a veces, justo en el momento de abrir los ojos, mucho antes de estar realmente despierto. La seguridad de que algo estaba soñando y que de repente ese algo se había interrumpido. Poco a poco mis ojos se acostumbraron a la oscuridad circundante a la vez que mi mente se iba despejando. Aún era noche cerrada. No sabía qué me había despertado. Un rápido vistazo, nada era diferente en la estancia que al acostarme. Oído avizor, ningún sonido llegaba a dónde me encontraba. Absoluto silencio.

Silencio sorprendente por lo radical, vivo rodeado de ruido más o menos molesto casi permanentemente. Intentaré dormirme de nuevo, me dije, trataré de recuperar el sueño allí donde lo dejé. Como si alguna vez lo hubiera conseguido. Un vago recuerdo muy incrustado en lo más profundo de mi mente. Unas imágenes nebulosas girando sobre sí mismas en la nada más vacía, en el vacío más oscuro posible. Presencias conocidas pero a la vez ignotas. Como flashes. Dioses con cuernos, diablos, divinidades arcanas, antiquísimas. Una percepción extraña, como si tuvieras la seguridad de que el bien y el mal son exactamente lo mismo, no porque sean caras de la misma moneda, sino porque están tan por encima de los mortales, que significan nada y todo a la vez. El tiempo transcurre a toda velocidad, eones transcurren delante de mis ojos, el universo cambia, se retuerce, se expande, se contrae, estrellas pasan velozmente, sensación de caída. Y la seguridad de que nada se puede hacer. El final de la Tierra ha llegado ya.

Poco a poco el sueño vuelve a hacerse cargo de mis sentidos, pero permite a mi cerebro seguir volando libremente, seguir flotando sin control alguno. La respiración se acompasa. Sumergido en oscuridad densa, opaca, pesada, tu rostro aparece en mis visiones. Tu expresión, henchida de amor. Esa infrecuente mirada que quiere decir tantas cosas; esa, justo esa. Tus ojos que acarician mis mejillas como alguna vez hicieron las yemas de tus dedos. Esa sonrisa que no es completamente sonrisa, sólo una sencilla mueca; ese rictus que lo expresa todo. Desprende luz. Luminosidad que lentamente despeja la espesa oscuridad que me/nos circunda. Me permite ver, ahora sí, tus manos extendidas. Cojo tus dedos, unimos nuestros diez y danzamos girando sin eje en medio del vacío. Sin dirección, a la deriva, con cuidado de no soltarnos, de no perdernos, cayendo parece, tal vez subiendo. No hay referencias, solo tus ojos. Solo tú, luz.

Noto el cerebro embotado, como drogado. Es una sensación agradable mientras siga girando, mientras no pierda tus manos. Despacio, muy despacio, tan despacio, me acerco a tu cuerpo y nos abrazamos. Despacio, muy despacio, tan despacio, nuestra piel se va haciendo una. Nos vamos fundiendo en un solo ser. Despacio, muy despacio, tan despacio, sin dejar de dar vueltas, sin dejar de sentirnos rodeados por un infinito mar de estrellas, demasiado pequeñas para ser reales o tal vez nosotros somos ahora demasiado grandes. Giramos, giramos, giramos en una espiral de un millón de luces, pequeñitas, muy pequeñas, tan pequeñas que no consiguen ocultar la oscuridad tupida y pegajosa que nos envuelve. Es agradable, decía, es fantástico sentirte tan yo, tan lo mismo, sentirme tan uno solo, pese a saber que la metamorfosis no es completa. Miro abajo, miro arriba, o al contrario, no hay manera de saber que es arriba. Ya no te veo, solamente te siento. Solo te sé ahí.

Entonces el olor. Tierra mojada. Fría, con un aroma casi imperceptible añadido. No sé lo que es. Humo, mucho humo. Largas columnas de humo negro, más negro que la oscura noche. Aún lejano. Columnas de humo que delimitan, por fin, un horizonte. Las sensaciones se agolpan en mi pecho. Una tristeza infinita se va abriendo camino como los rayos de luz van rajando la impenetrable oscuridad que me/nos rodea. La melancolía que trae la certidumbre de que todo está ya terminando. Lentamente siento que, igual que los rayos de sol empiezan a calentarme la piel, nos vamos separando. Despegamos nuestra carne, centímetro a centímetro. Físicamente no es doloroso, no es el dolor físico el que me atenaza ahora, el que no me deja moverme. Es una sensación en el fondo del corazón, una especie de pesadez crónica, un nudo enorme y muy muy molesto. Como si todo el cansancio del universo se hubiera concentrado en esos centímetros cúbicos que ocupan mi pecho. Seguimos separándonos, muy lentamente. Ya puedo ver tu rostro, tu boca que se abre despacio y susurra algo, en un idioma dulce, muy dulce. Portugués tal vez. Algo sobre el amor perdido y los océanos de tiempo que se interponen. No te entiendo bien, no conozco a fondo el idioma pero comprendo a qué te refieres. Lo leo en tus ojos, lo siento en tu piel que ahora ya es tuya solamente. Lo noto en las yemas de los dedos que en este preciso instante se separan, lo percibo en tu cuerpo mientras observo como se aleja, entre las estrellas y el vacío y el polvo cósmico. La distancia aumenta, mis ojos ya casi no te ven, aunque todavía te sé ahí. Pero ya lejos, demasiado lejos.

Poco a poco recupero la vigilia. El sol entra ya por la ventana y calienta toda la habitación. El sueño es solo un recuerdo aún espeso agarrado a mi garganta. Lentamente me pongo en pie. Hay una luz pequeña al fondo de la habitación. Voy hacia ella y apago el reproductor de CD. Ha estado sonando Visionaers de Aeon Sable toda la noche.

THE STOMPCRASH: Love From Hell (Swissdarknights 2014)

3/11/14
a1222538675_10shapeimage_3
The Stompcrash se forma en Milán en 2002 como proyecto inspirado en las historias góticas de escritores como Lovecraft, Poe o Kafka. Después de aparecer en varios recopilatorios griegos, rusos y alemanes, la banda empieza a buscar su verdadero sitio escribiendo nuevas canciones que les llevaran a publicar Requiem Rosa (2007) y Directions (2012). Ahora con Love from Hell y después de doce años en la escena musical, The Stompcrash se consolidan como banda que hay que tomar en cuenta si te gusta el rollo gótico melancólico-oscuro de los 80.

Love from Hell abre el disco con mucha fuerza, tirando de las melodías y compases tradicionales del rock gótico pero con una agradable mezcla de diferentes elementos que hace que desde la primer escucha el tema enganche.

Con Jack, el segundo corte, podemos apreciar las primeras notas románticas que están presentes en todo el disco, pero sin la actitud lacia en la que pueden caer este tipo de canciones, si no con fuerza y acompañada de, si se me permite decirlo, la sexy voz de Chris, la convierte en uno de mis temas preferidos del disco.

Duality tiene esa atmósfera oscura y clásica del rock gótico de los 80, dónde el piano y la guitarra se unen y junto a la voz de Andrew Birch de The last Cry como apoyo hacen de esta una canción muy sólida . Tres de tres, no vamos mal.

“The Dancing ants” es el único corte con la voz de Daniela Palermo (teclados), que supone un pequeño cambio en la profundidad tanto en la música como en las letras, para darle un tono más teatral y agudo. No es de mis favoritas y corta un poco la línea del disco, escuchadas todas las canciones.

“The last goodbye” , nos devuelve a lo escuchado en los tres primeros cortes, con un sonido muy 80’s que mezcla pop/goth rock/new wave, sintetizadores, guitarra y batería, esta vez acompañado por Nino Sable de Aeon Sable que lo convierte en un tema algo menos oscuro que los anteriores pero que te mueve los pies.

“Tonight” vibrante, oscura y elegante, melancólica, acompañada del sonido del violín que tan bien combina con la guitarra y el tono desgarrador de la letra te van oscureciendo la habitación aunque sean las doce de la mañana. Me gusta.

Aunque no es un disco de sorpresas, a estas alturas sigue manteniendo la homogeneidad de las canciones, ritmos, instrumentos, letras… no es que se vuelva lineal, tampoco sorprende en cada corte, por lo que “Bloodnever”, con un tono algo más atmosférico, sigue la línea de la ya escuchada “The last goodbye” por ejemplo, pero no por eso lo hace malo o aburrido.

“Follow you” me ha gustado mucho, quizás por el cambio al darle preferencia a los teclados, sonido que siempre me hace pensar en laca, además de tener un estupendo y pegadizo estribillo.

Y vamos a por los tres últimos temas: “On the seven floor” en la línea melancólica de “Tonight” con ciertos aires neofolk pero a la vez un tanto eclécticos. No me desagrada, pero me quedo la oscuridad del corte anterior. Con “Hunger” evocan el estilo postpunk en una canción sencilla sin grandes pretensiones pero correcta, para cerrar con “The Pretender” con la misma fuerza con la que lo empiezan, especialmente me gusta cuando la última canción te deja con las ganas de seguir escuchando más, no es la canción de “hala, con esta cerramos el disco porque verdaderamente suena a que se acaba”, así que en formato traca final la batería, teclados, guitarra, voz y letra melancólica cierran un disco digno de tener en cuenta si te gusta lo más clásico del rock gótico ochentero , postpunk, darkwave que no se queda sólo en buenas intenciones si no, que sin llegar a impactar, The Stompcrash son para tener en cuenta para pasar un entretenido rato escuchando música, que es de lo que se trata.

Texto: Chatarrera


PAKT POR PRIMERA VEZ EN ESPAÑA (VALENCIA)

25/10/14



PRINCIPE VALIENTE POR PRIMERA VEZ EN ESPAÑA (BARCELONA)




PRINCIPE VALIENTE POR PRIMERA VEZ EN ESPAÑA (VALENCIA)




SGM 2014-SEXTA EDICIÓN: RED SUN REVIVAL + SPIRITUAL FRONT + STILL PATIENT? + SWEET ERMENGARDE + PRETENTIOUS MOI? + BLOODY DEAD AND SEXY, 24 y 25 de octubre de 2014, Sala We Rock, Madrid

El Festival de la Semana Gótica de Madrid se dividía en esta, su sexta edición, en dos días. Más grupos, más música, más oportunidades de disfrutar de un espectáculo que gracias al esfuerzo impagable de los organizadores (y del resto de promotores patrios, siempre sois los mismos) hace el otoño más agradable todavía cada año. Dos días, seis grupos y, lamentablemente, poco tiempo para cada uno de ellos, pero de eso hablaré más tarde. La sala escogida, tras el cierre de Ritmo y Compás quedan pocas en Madrid que cumplan las necesidades básicas para este tipo de eventos, era la muy céntrica We Rock, antro heviorro de relativamente reciente apertura. Y debo decir que la elección me parece un acierto absoluto. Una sala bastante cómoda, espaciosa, con un escenario amplio (quizá un pelín alto para las dimensiones del local), de aforo razonable y sonido bastante decente. Al lado de Callao, así que fenomenalmente bien comunicada aunque sea dificilillo aparcar. Pero no se puede tener todo.

El programa del día 24 de octubre anunciaba a los ingleses Red Sun Revival, los italianos Spiritual Front y los germanos Still Patient? En ese orden. Un cartel que en teoría debía arrastrar a la We Rock a un buen número de parroquianos. Como siempre, o al menos como siempre últimamente, mucha menos gente de la que debiera. Soy malo contando pero la sala no tenía mucho más de medio aforo cuando empezó el festival. Luego, también lo de siempre. Que si la crisis, que si la escena, que si no hay conciertos. La historia de los últimos treinta años. Triste historia. Pero dejemos eso.

Red Sun Revival empezaron puntualísimos su actuación con su gótico “de toda la vida” elegante y cuidado. Eché de menos una batería real en lugar de la caja de ritmos y un poco de “salero” por parte del cantante. Tocaron bien, sonaron bien (especialmente el violín de Christina) pero creo que el directo les hace perder matices y si ese tipo de cosas no las suples con presencia escénica, con “espectáculo” pues al final se hace todo un poco monótono, un poco lineal. Suerte que cuentan con grandes canciones detrás y que los cuatro son eficaces y talentosos músicos. Repasaron abundantemente tanto Embers como Running From The Dawn. Especialmente destacables para mí fueron las interpretaciones de Mistakes y de My Child, llenas del dramatismo y la teatralidad (aún en el hieratismo casi absoluto) que requerían, con menos matices que en el estudio pero tal vez con mayor garra. Pero vamos, es por destacar alguna, casi todo el repertorio estuvo a buen nivel. Una lástima la preponderancia de lo grabado (algo que se repetirá, por diferentes razones, toda la noche).

IMG_6262-001


Spiritual Front eran las estrellas (una de ellas al menos) de la velada y lo demostraron con creces. Cambiando el orden de los temas del setlist, cuidando la escenografía (flores blancas en las solapas de sus impecables trajes, guirnaldas de luces adornando los pies de micro y la batería, Pier Paolo Passolini –bueno, una peli suya- proyectada de fondo…) y con un carisma brutal. Acordándose de viejos y entrañables temas (ese impagable Song For The Old Man, del Satyriasis firmado a pachas con Ordo Rosarius Equilibrio), tocando apenas Rotten Roma Casino, repasando alguna de las mejores piezas de Armageddon Gigolo (coreadísimos Jesus Died In Las Vegas o el Bastard Angel con el que cerraron) y también olvidando deliberadamente sus últimos trabajos, pese a la inclusión del aún inédito Battuage. Con un Simone explotando su sex appeal, como podrán dar fe varias mozas de mi alrededor que se pasaron el concierto lubricando extasiadas. En fin, un concierto corto que se hizo todavía más corto. Lleno de detalles a recordar por años y con el hándicap, también, de la necesidad de llevar grabado mucho de los arreglos que acompañan las canciones, acordeones incluidos. Inconvenientes de venir en formato trío y sin modificar repertorio. Una pena, ya que en todos los demás sentidos, fue un espectáculo maravilloso.

IMG_6496


Quedaban los germanos Still Patient? para cerrar el primer día de conciertos. La mala noticia era que la escarlatina nos iba a privar de la presencia de Pogue-O, la buena que el concierto no se suspendía aunque la banda se veía obligada a ser trío. Complicada misión llenar el escenario sin batería y con un solo guitarrista. Todo quedaba a expensas de la fuerza y el carisma de Andy Koa, M Beck y Guido. Y a la calidad de las canciones, claro. Gótico de la escuela noventera alemana, de aquella que supo mezclar el clásico guitarreo con caja de ritmos y la electrónica más bailable de la época, elaborando un pastiche del que Still Patient? fueron cabeza visible en aquella época. Repasaron tanto sus éxitos de entonces (Mascara Osiris, Agoraphobia, entre otros como God And Satan) como los de su nuevo EP, Selective Perception (solo se dejaron en el tintero The Brood Of Liars). E incluso se atrevieron con algún tema nuevo a estrenar, como We Come In Peace o Seconds Of Fame. En lo positivo, la impresionante presencia de Mr. Koa y la eficacia y simpatía de M Beck y Guido, intercambiando constantemente sus posiciones e interactuando con el público. Esfuerzos por llegar pese a lo disminuido de la propuesta. Conseguido con creces. Un perfecto final para un gran primer día. Lástima que no hubiera más gente viéndolo, de hecho no sé si es que parte del público que se acercó a disfrutar a Spiritual Front se posicionó en la barra o si directamente se marcharon a casa, pero había muchos huecos en las primeras filas. Ellos se lo perdieron.

IMG_6698


El segundo día de festival, el sabatino, contaba con Sweet Ermengarde, Pretentious Moi? y Bloody Dead and Sexy en el cartel. Tenía esperanzas de que acudiera más gente que el viernes. Vanas esperanzas. Y eso que pintaba bien la cosa, tanto por la envergadura de las bandas escogidas para el día como porque ya sabíamos que tanto la organización como lo referente a sala, sonido, etc. iban a estar a la altura exigida. No nos equivocábamos en lo dicho pero de gente… poco más o menos como el día anterior.

IMG_7218


Sweet Ermengarde me producían un cierto recelo. Había escuchado canciones suyas sueltas aquí y allá y me sonaban un poco a lo de siempre. Pronto me sacarían del error. Dos guitarras, bajo, batería y voz. Contundentes todos. Kuba desgañitándose en el micro retro, actuando, recordando por momentos (visuales) a una mezcla entre Zuchero y Joe Cocker. Recordando por momentos (auditivos) a los mejores cantantes que hayas tenido la fortuna de escuchar. El dúo de guitarras van guiando las canciones. Incontestable la sección rítmica. Desgranan sin reparos Raynham Hall, su primer y único elepé hasta la fecha y le añaden la ¿inédita? An Eye For An Eye. Me gusta mucho como suenan, menos deudores del clasicismo gótico guitarrero de lo que esperaba. Delicados cuando han de serlo, enérgicos cuando toca. A Promise to Fulfill o In The Time, destacan sobre el resto. Al menos hasta que llegan Necropolitan Rest (por lo celebrada por el respetable, especialmente en su facción helena) y la sorpresa de la noche en forma de TPOL. The Passion Of Lovers, versionada al modo ermengarder. Magnífica versión. Gran concierto el del quinteto alemán, sin alardes excesivos pero como debe de ser un concierto en directo. Lleno de “punch”, sobria la interpretación, sin escenografías complejas pero sudando rock oscuro por todos los poros.

IMG_7960


Pretentious Moi? son más británicos que la niebla y más góticos que la catedral de León. Góticos de esos ingleses bailones, siguiendo sendas que abrieron en su momento Rosetta Stone, Suspiria o Nosferatu. Caja de ritmos, guitarras, voces ad hoc… Salen al escenario tres guitarristas (Matt Helm, que ya había tocado con Red Sun Revival el día anterior entre ellos), el simpatiquísimo Tim Chandler al micro y a su lado, vestida de Treffen, Rachel Speight (preciosa y dulce vocalista de Die Laughing). No hay bajo y como ya decía llevarán grabada la parte electrónica. Todo ok, pero ¿tres guitarras? Para mi gusto sobraba al menos una, había momentos en que se comían todo lo demás y eso teniendo las voces que tenían era una pena. Tocaron gran parte de su único CD hasta la fecha (mucha prisa compositiva no parecen darse, llevan más de una década), intercalando rabia, oscuridad, mucha cara de malo (contrastaba un montón con las sonrisas entre temas y lo majete que es Tim charlando después) por parte de Mr. Chandler y dulzura, gorgoritos y belleza vocal por parte de la Speight. Pese a lo apuntado del exceso guitarrero se marcaron un concierto de esos que gustarían aunque no te encantaran las canciones, por la entrega y el saber estar escénico, fundamentalmente. Algún tema inédito también apareció, cómo no, pero para mí destacaron sobre el resto Malina y Witchhouse. Llenas ambas de ese sonido que comentaba al principio tan Slimelight, tan dancefloor, tan… inglesas.

IMG_8053


El fin de fiesta estaba previsto con Bloody Dead and Sexy (obviando las postconcierto en La Leyenda, claro). Y con ellos, la locura. Al cuarteto habitual lo acompaña Jon (de Merciful Nuns) en la segunda guitarra. Contrasta su sonrisa permanente y sus movimientos por todo el escenario con el hieratismo y seriedad que mostró cuando vino con los Nuns hace un par de años. Pero el que llama la atención es Rosa Iahn. Histrión infinito, lo mismo se tira al suelo, que te mira con los ojos enloquecidos; igual le da por mezclarse con la gente y bailar hasta caerse como se pone y se quita compulsivamente el sombrerito que luce. Eso y los cien mil kilómetros que se hace por el escenario. Demoledor. Además, se nota que no es algo pensado, escrito, preparado. Le sale así. Le sale de dentro. Al resto les sale tocar muy bien. Interpretar cada momento como debe. Hey Ho Armageddon, Bloody Rose. Pero también One By One o A Friend In Mescalin. Un set intachable, un espectáculo impresionante. Otra vez (como con Pretentious Moi o con Spiritual Front) uno de esos recitales que si te gusta la música en directo te tiene que gustar, tanto si te gusta el grupo como si no. Perfecto broche.

Decía perfecto broche el de Bloody Dead and Sexy. Perfecto para dos noches casi perfectas. Solo apunto en el debe que me hubiera gustado que los conciertos fueran más largos, personalmente (puesto que se me antoja complicado empezar antes o terminar más tarde) prefiero tal vez solo dos grupo por día pero conciertos más largos que este formato. Pero vamos, es una cuestión personal, lejos de ser una pega realmente. La organización estuvo mejor que bien y solo resta agradecerlos el esfuerzo, que sé que es mucho. Y a esperar la séptima edición…

Más fotos:

1 dia: https://www.facebook.com/media/set/?set=a.730364690374545.1073741837.154440001300353&type=1

2 dia: https://www.facebook.com/media/set/?set=a.730372133707134.1073741838.154440001300353&type=1

SGM OFFICIAL AFTERSHOW PARTIES: NOMADA SESSIONS 30 + 31

22/10/14



RECORDATORIO: TOUR INVICTO DE LAS NOVIAS


¡La gira de presentación de 'Invicto' ya está aquí!

TOUR INVICTO 2014

ZARAGOZA
Sábado, 8 de noviembre de 2014, 21 h.
Sala Oasis Zaragoza (c/ Boggiero, 28).
Entrada anticipada: 12 € (+ gastos) / Taquilla: 15 €.
Entradas anticipadas a la venta en:
Ticketea, Linacero Discos & Café, Discos Leyenda-Rock Musica, La Ley Seca Pub, Harlem Rock Cafe, Alquimia Rock Café, El Puerto de las Ánimas Pub.

MADRID
Sábado, 22 de noviembre de 2014, 21 h.
Lemon Music Live (Avda. Brasil, 5 – Metro: L-10, Santiago Bernabéu).
Entrada anticipada: 12 € (+ gastos) / Taquilla: 15 €.
Entradas anticipadas a la venta en:
Ticketea, Diskpol, Stigmata Gothic Club.
Colabora: Melodías de Sombras
---
Fiesta post-concierto:
Stigmata Vampire & Gothic Club (c/ Fomento, 16. Metro: Plaza España, Callao y Santo Domingo)
Entrada libre.

BARCELONA
Sábado, 20 de diciembre de 2014, 20:30 h.
Sala Razzmatazz 3 (c/ Pamplona, 88).
Entrada anticipada: 12 € (+ gastos) / Taquilla: 15 €.
Entradas anticipadas a la venta en:
Ticketmaster, FNAC, ServiCaixa, Carrefour, Halcón Viajes.
Colabora: Nocturna Barcelona

ENTRADAS YA A LA VENTA